Fecha actual:18 julio, 2019

La gran empresa de Jordania no se instalará en Jijona

La industria alimentaria del Reino Hachemita, que negociaba desde hace un año con el IVACE y el Ayuntamiento xixonenc la compra de una parcela en el polígono público Espartal III, desiste de su plan, según confirma la Generalitat

Parcela de gran tamaño, junto a la fábrica de chocolates de Antiu Xixona, en el polígono Espartal III, en la que se había fijado la empresa alimentaria de Jordania./FOTO MADE IN JIJONA

Parcela de gran tamaño, junto a la fábrica de chocolates de Antiu Xixona, en el polígono Espartal III, en la que se había fijado la empresa alimentaria de Jordania./FOTO MADE IN JIJONA

La expectación generada tras desvelar este blog web el pasado mes de junio el proyecto que amasaba una gran empresa alimentaria de Jordania para instalarse en el polígono industrial público Espartal III era máxima. Sobre todo, en un municipio con un mercado laboral determinado por la alta estacionalidad de los sectores del turrón y el helado, que sólo vence la multinacional americana de apósitos y aseo personal P&G.

Pues bien, el blog web Made in Jijona ha tenido conocimiento de que esa empresa (que podría haber creado unos 100 empleos directos estables) ha decidido buscar otra ubicación en España y ha rechazado la parcela del polígono Espartal en la que se había fijado y sobre la que estaba negociando a dos bandas con el IVACE (Institut Valencià de Competitivitat Empresarial) http://www.ivace.es/index.php?lang=es, que depende de la Conselleria de Economía Sostenible, y con el Ayuntamiento de Jijona que dirige Isabel López.

«Después de visitar el parque empresarial y mantener contactos con el IVACE, finalmente la empresa de Jordania no se instalará en el polígono industrial Espartal III atendiendo a una decisión tomada por intereses del grupo empresarial», confirma a Made in Jijona la Conselleria de Economía Sostenible de la Generalitat Valenciana.

Rotonda de acceso al polígono industrial público Espartal III en el que tiene su sede el Consejo Regulador del Turrón./FOTO MADE IN JIJONA

Rotonda de acceso al polígono industrial público Espartal III en el que tiene su sede el Consejo Regulador del Turrón./FOTO MADE IN JIJONA

La Conselleria de Economía Sostenible que dirige Rafael Climent ya dejó claro hace unos meses en este blog que una de las prioridades de la negociación residía en el estudio por parte de esa gran empresa de Jordania de la calidad y cantidad de los suministros públicos (agua, electricidad, gas natural o fibra óptica, esta última aún no instalada en muchas y grandes empresas de los polígonos industriales de la zona sur de Jijona).

Unos suministros públicos que no dependen, como advirtió la Conselleria de Economía Sostenible, de la Generalitat Valenciana, sino del Ayuntamiento de Jijona http://www.xixona.es/noticias/detalles/395 y, en todo caso, de los propios operadores de suministros públicos esenciales. Era el Ayuntamiento, precisa la Conselleria, el que tenía que enviar los informes que había solicitado el grupo inversor y empresarial de Jordania sobre esos suministros básicos (cantidad y calidad).

«Hay que tener en cuenta que la decisión de adquirir suelo industrial por parte de las empresas para desarrollar sus proyectos es un proceso largo en el tiempo, pese a haber transcurrido ya cuatro meses desde la visita de los empresarios acompañados por nuestros técnicos», explicó en junio pasado un portavoz oficial de la Conselleria de Economía Sostenible de la Generalitat Valenciana, la cual precisó que en esa visita de los empresarios jordanos también estuvieron presentes la alcaldesa de Xixona, Isabel López, y un concejal de su equipo de gobierno.

El conseller de Economía, Rafael Climent, charla con el presidente del Consejo Regulador, José Enrique Garrigós, y detrás la alcaldesa Isabel López, en una visita a Jijona./FOTO MADE IN JIJONA

El conseller de Economía, Rafael Climent, charla con el presidente del Consejo Regulador, José Enrique Garrigós, y detrás la alcaldesa Isabel López, en una visita a Jijona./FOTO MADE IN JIJONA

Finalmente, la decisión es negativa, pese a los muy muy competitivos precios que ofrece la Conselleria por el suelo del Espartal III en sus distintas modalidades (compraventa con pago aplazado, derecho de superficie y arrendamiento Ad Aedificandum -alquiler gratuito- para todas las parcelas, cuyo tamaño va desde los 900 m2 hasta los 5.787 m2.

Inversión de 700.000 euros en un almacén de materia prima y producto acabado

Precisamente hace escasas semanas, el IVACE de la Conselleria de Economía comunicó que la histórica y familiar empresa Turrones PIcó de Jijona había adquirido una parcela en dicho polígono para construir un almacén de materia prima y de producto acabado, donde realizará una inversión próxima a los 700.000 euros.

Xixona es actualmente una de las áreas industriales más potentes del sur de la Comunitat Valenciana, con una superficie industrial total de cerca de un millón de metros cuadrados y siete polígonos (sector IX del polígono Espartal del Sepiva, Espartal,  Sector 10.2-polígono El Lobo, Segorb, Sector 10.1 junto a El Espartal y Revolta de la Paella). Xixona cuenta con empresas que exportan a todo el mundo, con el turrón como sector más destacado. Concentra el clúster indusgtrial agroalimentario y dulce más importante de España.

Los dulces jordanos más populares

Konafa

Este dulce – cuyo origen se remonta al Imperio Otomano – es sin lugar a dudas el postre más conocido de Jordania. Su nombre proviene del ingrediente principal con el que se elabora, una masa básica parecida a la pasta filo sobre la que se añade el resto de ingredientes: queso, mantequilla, azúcar, agua y un chorrito de zumo de limón. El resultado es una especie de pastel de queso ligero pero de intenso sabor. Es el postre perfecto para los más golosos.

Baklava

El baklava, baklawa o baclava es otro dulce típico de los países árabes que podemos degustar en las mesas jordanas. Antes era habitual disfrutarlo sólo en las fechas señaladas – bodas, aniversarios, cumpleaños, cenas familiares…- pero hoy por hoy su consumo se ha generalizado y se toma habitualmente en la sobremesa o como plato principal de un rico desayuno.
Hay muchas recetas para elaborar este pastelito, pero sus ingredientes básicos suelen ser el agua de limón, el azúcar, la miel, la harina, la canela y los frutos secos, como nueces o pistachos.

Booza o Bouzat

El booza es ese helado ligero y muy azucarado que encontramos en muchos países árabes. La característica que más llama la atención de este dulce es su gran elasticidad similar a un chicle. El secreto de la textura de este dulce es uno de sus ingredientes: la goma arábiga. Aunque encontramos helados de diferentes sabores, el sabor particular del booza más clásico lo aporta el toque exótico que le da su otro ingrediente básico: el extracto de orquídea.

Mushabbak

El postre de año nuevo más típico en Jordania es el dulcísimo buñuelo mushabbak. Dulce típico del vecino Líbano, el mushabback se elabora a base de harina de maíz, azúcar, zumo de limón, agua de rosas, cardamomo, aceite de oliva
y agua.

Zalabiyye

El pequeño zalabiyye es otra de las delicias gastronómicas que no podemos dejar de degustar en nuestro viaje a tierras jordanas. Es un suave pastelito relleno de abundante crema de queso y bañado en almíbar. Se suele tomar acompañado de una dos cucharadas de booza (el helado jordano) y, para contrastar, una taza bien caliente del fuerte café árabe. A algunos jordanos les gusta acompañar estos deliciosos dulces y postres con arak, un rico licor de anís. Otras ricas opciones son una taza de té bien endulzado o un fuerte café árabe aromatizado con cardamomo. Cualquiera de estas bebidas es el complemento perfecto para visitar un dulce país: Jordania. En Jordania la repostería se considera un auténtico arte.

La gran empresa alimentaria que estudia instalarse en Jijona es de Jordania

Bernat Sirvent Coloma

La vida es corta, pero dulce! La vida és curta, però dolça!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *